sábado, 1 de febrero de 2014

TARTA CUPCAKE GIGANTE PARA MI MAMÁ! Bizcocho de plátano y chocolate con buttercream de crema de cacahuete.


Hola mis dulces!!! Aquí os traigo una de esas recetas que os comentaba que tenía pendiente de publicar: La tarta que le hice a mi mamá para su cumpleaños ya en Diciembre... (imaginaros desde cuando tengo recetas acumuladas...).


El caso es que ella me dijo: -"Yoly, ahora tienes demasiado trabajo entre el colegio, los talleres, los encargos, el teatro... así que quiero una tarta sencilla y que apenas lleve fondant porque si no: te pasarás horas y horas modelando, que te conozco..." Así que pensé varias opciones, y al final me decanté por la famosa tarta de cupcake gigante, que es bastante vistosa y muy sencilla de hacer, así que os animo a tod@s a sorprender a los vuestros, porque no siempre las cosas son tan difíciles como parecen, y a veces lo más sencillo es lo más bonito.


Bueno, pues una vez decidido el diseño, me quedaba elegir sabores, y me arriesgué con una combinación de plátano, chocolate y cacahuete, y... menudo éxito!!! La buttercream de cacahuete es una de mis debilidades, pero al unirla junto al jugoso bizcocho de plátano y chocolate: BOOOMMMMM menuda explosión de sabores!!


Así que sin más "Yolandadas" como me dice Mister Sugar, os dejo con la receta, no sin antes recordarle a mi madre que no se puede tener una familia más orgullosa de ella que la nuestra, y que no se puede querer más a una madre de lo que nosotros la queremos:

ERES LA FORMA QUE TIENE EL MUNDO DE DECIRME: 

¡QUÉ BONITA ES LA VIDA!


Much@s sois los que me preguntáis dónde conseguir muchos de los miles y miles utensilios varios que me hacen todo mucho más sencillo, y a los cuales soy una adicta total y absoluta, hasta el punto que ya no sé ni lo que tengo!!! Bueno, pues lo que voy a hacer es ir poniendo enlaces para que podáis acceder a ellos directamente. Ya sabéis que yo lo consigo todo de la tienda más barata que hay en internet: 


Y ahora sí: VAMOS ALLÁ!!

BIZCOCHO DE PLÁTANO Y CHOCOLATE 

  • 150 gr de mantequilla
  • 150 gr de azúcar moreno
  • 3 huevos
  • 2 plátanos bien maduros
  • 50 gr de cacao puro en polvo tipo Valor
  • 200 gr de harina
  • 2 cucharaditas de levadura
  • Una pizca de sal
  1. Precalentamos el horno a 160ºC. 
  2. Tamizamos los ingredientes secos: harina, levadura, cacao y sal, reservamos. 
  3. Batimos la mantequilla con el azúcar unos minutos, hasta que la mezcla blanquee. Entonces se añaden los huevos, de uno en uno, batiendo la masa hasta que el anterior se haya integrado. Parece que la masa se queda como cortada, pero no pasa nada, es la mantequilla que se apelmaza en grumos y al añadir la harina se transformará en una masa homogénea. 
  4. Trituramos bien los plátanos, y se añaden a la mezcla anterior hasta que quede homogéneo. 
  5. Se va añadiendo la mezcla reservada de harina tamizada con la levadura, el cacao y la pizca de sal, de cucharada en cucharada, sin prisa pero sin pausa hasta que la mezcla se vuelve homogénea. 
  6. Se engrasa el molde y se hornea a 160ºC aproximadamente una hora, pero como ya sabéis que cada horno es un mundo: a partir de los 45 minutos podéis ir comprobando con un palillo si está hecho por dentro, porque engaña por el exterior, y luego por dentro te encuentras que no está hecho!!! Así que vamos comprobando cada poco hasta que el palillo salga limpio. 
  7. Una vez que lo sacamos del horno, si hemos usado Dübör: se desmolda sin ningún problema y con las paredes lisas, y se deja enfriar en una rejilla. 
  8. Yo suelo hacerlo de un día para otro para que asiente, lo dejo envuelto en film transparente y al día siguiente estará aún más rico todavía! 
  9. Dependiendo del relleno se puede bañar con almíbar al gusto. 
  10. En esta ocasión, como la tarta es muuuuuuy alta hice una receta doble y la repartí entre un molde de 20 cm y en otro con forma semiesférica que es perfecto para imitar la parte de arriba del cupcake, y la capee con la indispensable lira cortatartas
  11. Debido a la jugosidad del bizcocho no me hizo falta añadirle almíbar, así que directamente la rellené y cubrí con buttercream de crema de cacahuete (receta más abajo), y la parte de debajo de la tarta la hice con el mejor fondant del mundo mundial que muchos me preguntáis que cuál uso, y es: fondant Sodifer.
  12. La decoración es muy sencilla de hacer: una vez tienes la tarta rellena y cubierta con en forma de cupcake gigante, sólo tienes que cubrir la parte de abajo con fondant a modo de cápsula que cubre el cupcake, y luego hacer la decoración a modo de frosting del cupcake. Yo elegí hacer rosas con mi inseparable boquilla 2D de Wilton, y luego decoré con rosas de fondant, que por cierto: me encantan!!!! Es una silicona de flores que tiene varios modelos, y me gustan todos!!! Así que puse varias de distintos colores. 
  13. Luego, hice también en fondant el cartelito con mi imprenta de letras favorita sin ninguna duda, y le añadí unos lacitos que también son una cocada, hechos con una silicona de lazos.
  14. Y por último le añadí unas peonías, que en breves os pondré el tutorial de cómo hacerlas.

BUTTERCREAM DE CREMA DE CACAHUETE


  • 200 g de mantequilla sin sal (10 minutos fuera de la nevera) Éste es el truco!!! 
  • 400 g de azúcar glas (no vale azúcar molido, ni tamizado, ni puñetas: tiene que ser icing sugar: azúcar impalpable) 
  • 4 cucharadas de leche 
  • 100 g de crema de cacahuete (esta vez usé la de Mercadona) 

  1. Poner la mantequilla, el azúcar glas bien tamizado y la leche en el bol de la batidora y mezclarlo con la pala en la KitchenAid o con varillas en otro tipo de batidoras a velocidad baja un minuto, o bien con la tapa si es que tu batidora dispone de ella, o con una bayeta húmeda para evitar que tu cocina se cubra con una blanca niebla de azúcar glas!!!!, Una vez el azúcar ya se ha incorporado podemos quitar la bayeta o la tapa: subir a velocidad media-alta durante 5 minutos. 
  2. Una vez la buttercream se ha blanqueado, añadimos la crema de cacahuete y seguimos batiendo hasta que la mezcla se vuelva homogénea. 
  3. Y... Tachán tachán: una buenísima buttercream con un sutil sabor a crema de cacahuete!

Y por hoy me despido, prometo que en cuanto le arañe unos minutos a esta desenfrenada vida mía, os pondré el tutorial de las peonías. Un beso enorme, un abrazo y no os olvidéis nunca de endulzar vuestras vidas!!! MUACK!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.